martes, 12 de marzo de 2013

El día del derrumbe, Juan Rulfo


El día del derrumbe - Sergio Michilini

El día del derrumbe  es una conversación casual entre dos sujetos en la cual rememoran  el temblor de Tuzcacuexco y/o El Pochote, pueblos ubicados en algún lugar de México, pero que para el contexto de la historia podrían estar en Panamá, Colombia, Chile, Uruguay o en cualquier punto rural o semi-urbano de la gigantesca Latinoamérica.
La trama del relato -en cuestión de segundos- de una tragedia de grandes proporciones se convierte en un jolgorio aún más grande, con todo y damajuanas llenas de ponche de granada y por lo menos cuatro mil pesos en gastos de alimentación luego que llegaran a las lejanas comunidades afectadas por el temblor el gobernador y otros tecnócratas para visitar y a “ayudar” a las víctimas. 
El día del derrumbe hace parte de un librito de ochenta páginas a formato PDF que tiene por título El llano en llamas en el cual Juan Rulfo lleva de la mano al lector al desequilibro emocional, mostrándole el poco valor que tenía la vida en algún momento de la historia de América (cualquier parecido con estos tiempos es pura coincidencia) y a la vez, que uno consiga gozar aquello. Dicen que uno no debe reírse de las tragedias de los demás, en este caso es narrativa de la más pura elaboración y no debería haber remordimientos, pero con todo y eso, luego de leer y estar gozando lo que se debería llorar, uno termina por sentirse cómplice de Rulfo en este genocidio de personajes de ficción.

Les dejo el link del cuento:    http://www.literatura.us/rulfo/derrumbe.html
y por allí mismo, mi dirección de email por si acaso quieren leerse El llano en llamas completo, sólo me escriben pidiéndome el libro y se los mando: quirozjoao@gmail.com

2 comentarios:

  1. Definitivamente, Rulfo tenía un aparato de radiografía de la condición humana incorporado en el intelecto. Luego, es alucinante como describe una situación tan compleja tan a rajatabla que lo encuentras familiar. Una elección excelente y tu comentario me dio ganas de leerlo enseguida.

    ResponderEliminar
  2. Don Juan Rulfo, un excelente escritor del siglo pasado lleno de historias, cuentos y relatos, con sus personajes muchos de ellos sin rostro, un distintivo propio de este escritor, el cual hace que uno tenga que leer dos tres veces para poderlo entender; es realmente fantástico leer estas historias que reflejan la idiosincracia y naturalismo de la época. ¡Es realmente fantástico!

    ResponderEliminar